La inspección de la cámara de filtros

por Nick Gromicko
 
 

Una cámara de filtros, o coleccionista de tela, es el nombre genérico para un dispositivo que controla la contaminación del aire diseñado a filtrar polvo y otras partículas finas del aire contaminado en las instalaciones comerciales e industriales. Las cámaras de filtro proveen aire limpio para los empleados y los clientes, protegen el ambiente del equipo cercano, y reducen la contribución de la planta a la contaminación del aire afuera.

Las cámaras de filtro controlan la emisión de los contaminantes del aire en muchas industrias, tal como las operaciones de acero y fundición, centrales eléctricas, producción de químicos, manufacturero de comida, y las plantas farmacéuticas. Ellos llegaron a su uso en los años 70 con el desarrollo de las telas que podían aguantar las temperaturas altas de los gases industriales polvorientos. La colección de este polvo es importante porque se puede ser peligroso si inhalado, y hasta puede alimentar a una explosión fatal. (Lea el artículo de InterNACHI sobre la inspección de polvo para conocer más sobre los peligros potenciales de polvo.) Otros dispositivos comerciales e industriales que filtran el aire incluyen los precipitadores electrostáticos, coleccionadores de la unidad, estropajos mojados y separadores de inercia.

Las cámaras de filtro se operan por el siguiente proceso:

  1. El aire cargado de polvo es jalado por el conducto donde el aire entra la tolva, cual es un recipiente grande en forma de embudo.
  2. Después, el aire es demacrado por una colección de bolsas cilíndricas y expulsado a los exteriores por una chimenea de escape.

El polvo y las otras partículas demasiado grandes para pasar por las bolsas acumularán en las superficies de las bolsas y formarán una capa conocida como “dust cake” (capa de polvo), cual se hará más gruesa y retrasará la velocidad del gas que entra las bolsas. Esta resistencia al flujo del aire, conocida como la caída de presión, eventualmente hará que no aire entre a las bolsas, en cual a este punto la capa de polvo debería de ser quitado antes de que se pueda continuar una operación normal. Los procesos de quitar la capa de polvo pueden ser divididos entre unos métodos distintos, cuales son, en regreso, utilizados a categorizar los tipos de las cámaras de filtros. Los cuatro diseños más comunes incluyen:

  • el sistema de limpieza por chorro pulsante, en cual el aire comprimido causa una expansión rápida de la tela de la bolsa, aplastando la capa de polvo y forzándola de la bolsa. Este tipo “auto-limpieza” de cámara de filtro es el más popular porque no se interfiere con la entrada del aire cargado con polvo y permite la operación continua mientras la limpieza está en proceso;
  • el sistema de aire en reverso, en cual la capa de polvo es quitada por las fuerzas combinadas de una entrada del aire limpio en la dirección reversa (lo opuesto de lo del aire cargado con polvo) con el desplomo de la bolsa, cual resulta de un cierre parcial del flujo normal de aire;
  • el sistema de sacudo, en cual la bolsa es físicamente sacudida para quitar la capa de polvo. Una barra conducida por un motor sacude la bolsa en una dirección horizontal mientras la operación normal de la cámara de filtros se detiene temporalmente; y
  • el sistema sónico, en cual la vibración causada por un generador de sonido de baja frecuencia quita la capa de polvo. Este método es algunas veces utilizado en combinación con los otros métodos.

La inspección y la reparación de los componentes de la cámara de filtros son requeridos para asegurar que el sistema funciona como diseñado. Los procedimientos de la inspección pueden diferir considerablemente basado en el diseño de la cámara de filtros, pero los siguientes defectos son peligrosos para la mayoría de los diseños:

  • una tolva obstruida. El material coleccionado en la tolva debería de ser vaciado rutinariamente, más que estar permitido a acumular por mucho tiempo, ya que la acumulación del material puede obstruir y asfixiar el sistema;
  • las emisiones visibles despidiendo de la chimenea de escape, cual puede degradar la calidad del aire afuera de la facilidad y resultar en multas, tanto como dañar la gente y la propiedad. Esta situación puede ser causada por una bolsa rota de filtro o un sellado infraccionado y debería de ser remediado inmediatamente;
  • el ventilador de escape está gastado o sus cintas han hecho flojos, cual puede ser indicado por un sonido de chillar o vibraciones inusuales, y resultar en aire escapado inapropiadamente y degradar la función del sistema;
  • el endurecimiento de la capa de polvo. La humedad adentro de la cámara de filtros, típicamente causada por una fuga en el coleccionista, permitirá que se endurezca la capa de polvo. Estos son difíciles de quitar correctamente y completamente;
  • los escapes o sellados rotos en cualquier lugar en la cámara de filtros. Aquellos pueden proveer la entrada para el aire exterior, cual contiene humedad y contaminantes. Un escape puede también permitir que se escape el aire cargado con polvo y poner en peligro la salud de los trabajadores de la planta. Los escapes pueden ser sellados mecánicamente o con silicona; y
  • el conducto obstruido. Si el flujo del aire que jala el polvo no es suficientemente fuerte, el polvo se quedará en el conducto y forzará al sistema a trabajar más duro que lo intentado. La longitud entera del conducto debería de ser inspeccionado periódicamente.

La eficiencia de la cámara de filtros también puede ser afectada adversamente por un número de los variables de afuera, tal como:

  • la temperatura del gas. La temperatura de gas excesivamente caliente puede debilitar o romper las bolsas;
  • la caída de la presión. El diferencial de la presión a través de las bolsas debería de estar dentro de una cierta gama para que el aire fluya en una velocidad deseable; y
  • la velocidad del flujo de gas. Las cámaras de filtros están creadas para acomodar una gama del flujo de gas, y si el gas fluye demasiado rápido, esto creará una mancha en el equipo y potencialmente acortar la vida de servicio de las bolsas.

En resumen, las cámaras de filtros son los aparatos de filtración utilizados para mejorar la calidad del aire en las facilidades comerciales y plantas industriales. Aunque su inspección está afuera del alcance de los estándares comerciales de la práctica de InterNACHI, los inspectores de las propiedades comerciales quienes entienden como ellos funcionan están en una posición mejor para encontrar problemas y defectos obvios y pueden alertar a sus clientes para que ellos puedan tomar la acción apropiada.    

 

InspectorSeek.com

 
La inspección de polvo
El aire interior
La asociación internacional de los asesores certificados del aire interior (IAC2)
Los estándares internacionales de la práctica para inspeccionar las propiedades comerciales
Más artículos de inspección como este
 
 

Inspectopedia