Humidificadores centrales

por Nick Gromicko y Kenton Shepard

 
Los humidificadores son aparatos que humidifican el aire para que los ocupantes de edificios estén cómodos. Los humidificadores centrales están conectados directamente a la instalación de tuberías y los sistemas de calentamiento de aire forzado de una casa.
 

¿Qué es la humedad?El humidificador central

La humedad se refiere a la cantidad de agua contenido en el aire. La “humedad relativa” significa la cantidad de agua contenido en el aire en relación a la cantidad máxima de agua que se puede contener el aire antes de saturarse. Este total máximo de la humedad está relacionado con la temperatura del aire en que el aire más caliente puede sostener más humedad. Por ejemplo, si se baja la temperatura del interior, la humedad relativa se va a aumentar.

¿Cómo se funcionan los humidificadores centrales del aire?

Los humidificadores centrales del aire están integrados al sistema de calentamiento del aire forzado para que ellos humidifiquen el aire mientras se calienta. El agua utilizado por el aparato es bombeado automáticamente al humidificador desde la instalación de tuberías (de la casa), a diferencia de los humidificadores portátiles, cuales se requieren el usuario a periódicamente suministrar agua al aparato. Los humidificadores están disponibles en varios diseños, cada uno se convierte el agua líquido al vapor de agua, cual es después descargado a la casa en una velocidad ajustable.

¿Para que humidificar el aire?

Ciertos patógenos aerotransportados, tal como aquellos que causan la gripe, circulan más fácil en aire seco que en aire húmedo. El aire húmedo también parece a calmar vías respiratorias irritados e inflamados. Para alguien con gripe y gruesa secreción nasal, un humidificador puede ayudar hacer su secreción menos densa y respirar más fácil.

El aire interior que es demasiado seco también se puede causar los problemas siguientes:

  • daño a los instrumentos musicales, tal como pianos, guitarras y violines;
  • piel seca;
  • desconchado de papel pintado;
  • electricidad estática, cual puede dañar a los equipos eléctricos sensitivos, causar el cabello a asaltar, y puede ser desagradable o fastidioso; y
  • grietas en muebles de madera, suelos, armarios y pintura.

Los peligros de humidificadores centrales

Los humidificadores pueden causar varias enfermedades. Los jóvenes, los ancianos y los enfermos están en un riesgo particular a la contaminación por contaminantes aerotransportados tal como bacterias y fungi (“hongos”). Aquellos pueden crecer en humidificadores y meterse al aire por el camino del vapor por donde se pueden ser inhalados. Algunos de las enfermedades y los patógenos más comunes transmitidos por humidificadores son:

  • enfermedad del legionario. Los problemas de salud causados por esta enfermedad se varían de síntomas de gripe a infecciones graves. Este problema es generalmente más prevalente con los humidificadores portátiles porque ellos toman agua estancado de un tanque en cual bacterias y fungi (hongos) se pueden crecer;
  • actinobacterias termófilas. Aquellas bacterias prosperan en las temperaturas de 113° a 140° F (45° a 60° C) y pueden causar alveolitis alérgica extrínseca, cual es una inflamación de los pulmones; y
  • “humidifier fever” (fiebre por humidificador), cual es una enfermedad misteriosa y breve que parece a la gripe marcada por fiebre, dolor de cabeza, resfriado, y malestar, pero sin prominentes síntomas pulmonares. Normalmente se remite adentro de 24 horas sin efectos residuales.

Otros problemas asociados con los humidificadores incluyen:

  • la acumulación del polvo blanco de los minerales en el agua. Aquellos minerales pueden ser liberados en la vaporización del humidificador y acabar como polvo blanco fino que puede ser suficientemente pequeño para entrar a los pulmones. Los efectos de la salud de este polvo se dependen en los tipos y cantidades de los minerales disueltos. No es claro si aquellos minerales causan serios problemas de la salud;
  • daño por la humedad debido a la condensación. El agua condensado del aire sobre-humidificado se aparecerá en las superficies interiores de ventanas y otras superficies relativamente frías. La humedad excesiva en las ventanas pueden dañar a los cristales y las paredes, pero el problema más serio es causado cuando la humedad se acumula en las superficies interiores de las paredes exteriores. Ahí, la humedad de puede arruinar al aislamiento y pudrir al pared, y causar aconchado, grietas o crear burbujas en la pintura; y
  • acumulación del moho. Esta sustancia orgánica se crece fácilmente en la mayoría de los ambientes, tal como una casa humedecida por un humidificador sobre-trabajado. El moho puede ser peligroso a las personas con sistema inmunológico comprometido.

Diseños y mantenimiento

  • humidificador para ducto tipo tambor: tiene una superficie esponjosa giratoria El higrostatoque absorbe el agua de la bandeja. El aire del sistema de calentamiento central sopla por la esponja, vaporizando el agua absorto. El tipo tambor se requiere atención y mantenimiento porque el moho y otras impurezas pueden acumularse en la bandeja para agua. Según algunas instrucciones de fabricantes, esta bandeja se debería de ser enjuagada anualmente, aunque es mejor a limpiarla varias veces cada temporada de calentamiento.
  • humidificador con desviación del flujo:  una calidad más alta por una unidad más cara que el de tipo tambor, cual permite el agua fresco a correr gota a gota a un panel de aluminio. El aire sopla por el panel y fuerza el agua a evaporarse al corriente del aire. El agua exceso se sale del panel a un tubo de desagüe. Este diseño se requiere poco mantenimiento porque el agua de desagüe tiene un efecto de auto limpieza y, a diferencia del humidificador para ducto tipo tambor, no existe agua estancado.

Otros consejos que los inspectores de InterNACHI pueden pasarles a sus clientes:

  • Si equipado con una sordina, se debería de estar cerrada en el verano y abierta en el invierno. La sordina puede aparecer cono un botón que puede ser fijado a “verano” o “invierno,” o puede ser una pieza de metal que puede ser insertado para cubrir la abertura del ducto.
  • El humidificador es controlado por un higrostato, cual debería de ser ajustado diariamente. Algunos modelos nuevos hacen esto automáticamente, aunque la mayoría se requiere la atención diaria de los ocupantes del edificio. El higrostato debería de contener una tabla que puede ser utilizado para identificar el ajuste apropiado basado en la temperatura de afuera. Si no se desempeña este ajuste, condensación se acumulará en las superficies frías y potencialmente causar que se crezca el moho o se pudra la madera. Muchos propietarios no saben que esta calibración es necesaria.
  • Puede ser posible que la caldera se necesite una revisión para herrumbre. Algunos humidificadores son instalados adentro del pleno de la caldera, cual puede ser dañado por herrumbre si se gotea el humidificador.
  • Los humidificadores centrales tienen un centro sólido que debería de ser reemplazado cada año. Las instrucciones de fabricantes deberían de ser consultadas acerca de este reemplazamiento.

En resumen, los humidificadores centrales son utilizados para humidificar el aire para hacerlo más cómodo, pero ellos pueden causar problemas de la salud y daños a edificios si no son mantenidos apropiadamente.

 

InspectorSeek.com

 
Para el mejor inspector de moho en su distrito, visite IAC2.org 
El libro de Cómo desempeñar inspecciones de moho

Más artículos de inspección como este