El asbesto

¿Qué es asbesto?
 
El asbesto es una fibra mineral que puede ser identificada positivamente sólo con un tipo especial de microscopio. Hay varios tipos de fibras de asbesto. En el pasado, el asbesto fue agregado a una variedad de productos para hacerlos más fuerte y para proveer aislamiento de calor y resistencia a fuego. Los inspectores de InterNACHI pueden complementar su conocimiento con la información ofrecida en esta guía.
 
¿Cómo puede afectar mi salud el asbesto?
 
De los estudios de las personas quienes fueron expuestas a asbesto en fábricas y astilleros, sabemos que respirar altos niveles de fibras de asbesto puede causar a un riesgo aumentado de cáncer de pulmón en las formas de mesotelioma, cual es el cáncer del forro del pecho y la cavidad abdominal, y asbestosis, en cual los pulmones se hacen cicatrizados con el tejido fibroso.
 
El riesgo de cáncer de pulmón y mesotelioma aumenta con el número de fibras aspiradas. El riesgo de cáncer de pulmón por inhalar fibras de asbesto es aún más grande si usted fuma. Las personas que tienen enfermedades causadas por asbesto no muestran sus síntomas hasta alrededor de 20 a 30 años después de su primera exposición al asbesto.
 
La mayoría de las personas expuestas a cantidades pequeñas de asbesto, como estamos todos en nuestra vida diaria, no desarrollan aquellos problemas de la salud. Sin embargo, si interrumpido, el material de asbesto puede liberar fibras de asbesto, que pueden ser inhaladas a los pulmones. Las fibras pueden permanecer ahí por mucho tiempo, aumentando el riesgo de la enfermedad. El material de asbesto que se desmenuzaría fácilmente si manejado, o que ha sido serrado, raspado, o pulido a un polvo, es más probable a crear un peligro de la salud.
 
¿En dónde puedo encontrar el asbesto y cuándo puede ser un problema?
 
La mayoría de los productos hechos hoy en día no contienen asbesto. Aquellos pocos productos hechos que todavía contienen asbesto que puede ser inhalado son requeridos a ser marcados como tal. Sin embargo, hasta los años 70, muchos tipos de productos para edificios y materiales para aislamiento utilizados en las casas contenían asbesto. Los productos comunes que pudieron haber contenido asbesto en el pasado, y condiciones cuales pudieron haber liberado fibras, incluyen:
  • las tuberías de vapor, calderas y conductos de horno aislados con una manta de asbesto o cinta de papel de asbesto. Estos materiales pueden liberar fibras de asbesto si son dañados, arreglados, o apartados inapropiadamente;
  • baldosas fuertes para el suelo (asbesto de vinilo, asfalto y goma), el respaldo en revestimiento de la capa de vinilo para suelos, y los adhesivos utilizados para instalar las baldosas. Las baldosas de lijado pueden liberar fibras, y raspar o pulir el respaldo del revestimiento de la capa durante el retiro también puede hacer lo mismo;
  • la capa de cemento, cartón y papel usado como aislamiento alrededor de las calderas y las estufas a leña. Arreglar o retirar aparatos puede liberar fibras de asbesto, y cortar, desgarrar, lijar, perforar o serrar el aislamiento también puede hacer lo mismo;
  • las juntas de puertas en las calderas, las estufas a leña y de carbón. Las juntas gastadas pueden liberar fibras de asbesto durante su uso;
  • el insonorizado o los materiales decorativos pulverizados en las paredes y los techos. Los materiales flojos, desmoronadizos o dañados por el agua pueden liberar fibras, y también hará lo mismo pulir, perforar o raspar el material;
  • el parchado y las mezclas para paredes y techos, y las pinturas con textura. Lijar, raspar, o perforar aquellas superficies pueden liberar fibras de asbesto;
  • los techados, las tablillas y los revestimientos con el cemento de asbesto. Aquellos productos no liberarán fibras de asbesto a menos que sean serrados, eneldos o cortados;
  • las cenizas y brasas artificiales en venta para su uso en las chimeneas (de gas), y otros productos viejos de viviendas, tal como los guantes incombustibles, las plataformas de estufas, la tapa para el tablón de planchar y ciertos secadores de cabello; y
  • las pastillas de freno, los revestimientos de garras y las juntas.                
Los lugares de la casa en donde se pueden encontrar los peligros de asbesto
  • Algunos techados y tablillas de revestimiento que son hechos del cemento de asbesto.
  • Las casas construidas entre 1930 y 1950 pueden tener asbesto como su aislamiento.
  • El asbesto puede estar presente en la pintura con textura y en los compuestos de parchado utilizados en la pared y las uniones del techo. Sus usos fueron prohibidos en 1977.
  • Las cenizas y brasas artificiales en venta para su uso en las chimeneas (de gas) pueden contener asbesto.
  • Los productos más viejos, tal como las plataformas de las estufas, pueden tener algunos compuestos de asbesto.
  • Las paredes y los suelos alrededor de las estufas a leña pueden ser protegidos con el papel, cartón o capas de cemento del asbesto.
  • El asbesto es encontrado en algunas baldosas de vinilo y el respaldo en la capa del revestimiento de vinilo y en los adhesivos.
  • Las tuberías de agua caliente y vapor en las casas más viejas pueden ser cubiertas con un material de asbesto o cubiertas con una manta o cinta de asbesto.
  • Las calderas de petróleo y carbón y las juntas de puertas pueden tener aislamiento de asbesto.
¿Qué debería de ser hecho sobre el asbesto en el hogar?
 
Si usted cree que haya asbesto en su casa, no deje de llevarse por el pánico. Normalmente, la mejor cosa para hacer es dejar sólo el material de asbesto que está en buena condición. Generalmente, el material que está en buena condición no liberará fibras de asbesto. No hay peligro a menos que el asbesto está interrumpido y las fibras son liberadas y luego inhaladas a los pulmones. Revise el material con regularidad si usted sospecha que el material contiene asbesto. No lo toque, pero busque por las señales de gasto y daño, tal como rasguñas, abrasiones o daños por el agua. El material dañado puede liberar fibras de asbesto. Esto es verdad en particular si usted lo interrumpe a menudo por pegar, frotar o manejarlo, o si es expuesto a una vibración extrema o un flojo del aire. A veces, la mejor manera de  atender el material poco dañado es limitar el acceso al área y no tocar o interrumpirlo. Retire los guantes, las plataformas de estufas y las tapas para el tablón de planchar que contienen el asbesto. Revise con las agencias locales de la salud, el ambiente y más, para conocer los procedimientos apropiados de manejar y deshacer. Si el material de asbesto está más que poco dañado, o si usted va a hacer unos cambios en su casa que pueda interrumpirlo, su arreglo y retiro por un profesional es necesario. Antes de tener su casa remodelado, encuentre si algún material de asbesto está presente.
 
Cómo identificar los materiales que contienen el asbesto
 
Usted no puede decir si un material contiene asbesto o no sólo por observarlo, a menos que el material esté etiquetado. Si tiene dudas, trate el material como si contuviese el asbesto, o lo tenga sometido a muestreo y analizado por un profesional titulado. Un profesional debería de tomar muestras para su análisis, ya que un profesional sabe a qué buscar, y porque puede haber un aumentado riesgo de la salud si las fibras son liberadas. De hecho, si desempeñado correctamente, tomar muestras puede ser más peligroso que dejar sólo el material. Tomar muestras usted mismo no es recomendado. Si usted, no obstante, elige a tomar las muestras usted mismo, tenga cuidado a no liberar las fibras de asbesto al aire o a sí mismo. El material que está en buena condición, y no será interrumpido (por remodelar, por ejemplo) debería de ser dejado sólo. Sólo el material que está dañado o será interrumpido debería de ser sometido a muestreo. Cualquiera persona que toma muestras de los materiales que contienen asbesto debería de tener lo más información posible sobre el manejo del asbesto antes de tomar muestras y, en lo mínimo, debería de observar los siguientes procedimientos:
  • Asegurar que no está nadie en el cuarto al acabar con tomar las muestras.
  • Usar los guantes desechables o lavar las manos después de tomar muestras.
  • Apagar todos los sistemas de calentamiento o refrigeración para minimizar la extensión de las fibras liberadas.
  • No interrumpir el material más de lo que se necesita para tomar una pequeña muestra.
  • Poner una capa de plástico en el suelo debajo del área que será sometido a muestreo.
  • Mojar el material utilizando la neblina fina conteniendo unas gotas de detergente antes de tomar la muestra. La neblina de agua/detergente reducirá la liberación de las fibras de asbesto.
  • Cuidadosamente cortar una pieza de toda la profundidad del material utilizando un cuchillo pequeño u otro objeto afilado. Poner la pieza pequeña en un contenedor limpio (un rollo vacío de 35-mm, frasco de vidrio o plástico, o bolsa de plástico de alta calidad con cierre).
  • Sellar ajustadamente el contenedor después de que la muestra esté adentro.
  • Cuidadosamente deshacer de la capa de plástico. Utilizar una toalla mojada para limpiar cualquier material en la parte exterior del contenedor o alrededor del área que fue sometido a muestreo. Deshacer de los materiales de asbesto según los procedimientos estatales y locales.
  • Etiquetar el contenedor con un número de identificación y decir claramente cuándo y en dónde fue tomada la muestra.
  • Parchar el área que fue sometido a muestreo con una pieza (lo más pequeño posible) de cinta adhesiva para prevenir la liberación de fibras.
  • Mandar la muestra a un laboratorio de análisis de asbesto acreditado por la NVLAP (programa nacional de acreditación de laboratorios voluntarios) en el NIST (instituto nacional de los estándares y tecnología). Su departamento estatal o local de la salud también puede ser capaz de ayudar.
Cómo manejar un problema de asbesto
 
Si el material de asbesto está en buena forma y no será interrumpido, ¡no haga nada! Si es un problema, hay dos tipos de correcciones: el arreglo y el retiro. Normalmente el arreglo involucra sellar o cubrir el material de asbesto. Sellar (acción de encapsular) involucra tratar el material con un sellador que une las fibras de asbesto juntas o cubre el material para que las fibras no sean liberadas. El aislamiento de la tubería, el horno y la caldera puede a veces ser arreglado de esta manera. Esto debería de ser desempeñado sólo por un profesional calificado para manejar el asbesto sin novedad. Cubrir (recinto) involucra poner algo sobre o alrededor del material que contiene el asbesto para prevenir la liberación de fibras. Las tuberías de aislamiento expuestas pueden estar cubiertas con un envoltorio protector. Con cualquier tipo de arreglo, el asbesto permanece en su lugar. El arreglo es normalmente más barato que el retiro, pero puede hacer el retiro más difícil y más caro en el futuro (si es encontrado a ser necesario). Los arreglos pueden ser grandes o pequeños. Los arreglos grandes deben de ser desempeñados solo por un profesional calificado en los métodos para manejar el asbesto sin peligro. Los arreglos menores también deberían de ser desempeñados por profesionales, ya que siempre hay riesgos de la exposición a fibras cuando el asbesto es interrumpido. 
                     
Los arreglos
 
Hacer arreglos menores usted mismo no es recomendado, ya que el manejo impropio de los materiales de asbesto puede crear un peligro donde no había ninguno. Si usted, de todas maneras, elige a hacer arreglos menores, debería de tener lo más información posible en el manejo de asbesto antes de hacer algo. Contacte su departamento local o estatal de la salud u oficina regional de EPA para información sobre los programas de entrenamiento para asbesto en su área. Su zona local escolar también puede tener la información sobre los profesionales de asbesto y programas de entrenamiento para los edificios de escuelas. Aunque usted ha completado un programa de entrenamiento, no trate nada más que unos arreglos menores. Antes de desempeñar arreglos menores, cuidadosamente examine el área alrededor del daño para asegurar que está estable. Como una regla general, cualquier área dañado que es más grande que el tamaño de su mano no es considerada como un arreglo menor. 
    
Antes de hacer arreglos menores, este seguro de seguir todas las precauciones descritas previamente para tomar muestras de los materiales de asbesto. Siempre humedezca el material de asbesto utilizando la neblina fina de agua conteniendo unas gotas de detergente. Los productos comerciales diseñados a llenar los hoyos y sellar las áreas dañadas son disponibles. Las áreas pequeñas del material, tal como el aislamiento de la tubería, pueden ser cubiertas por la envoltura con una tela especial, tal como un tejido de vidrio re-mojable, en su alrededor. Estos productos son disponibles en tiendas (que están en la guía telefónica bajo “equipo de seguridad y ropa”) cuales especializan en los materiales de asbesto y los artículos de seguridad.
 
Normalmente el retiro es el método más costoso y, a menos que es requerido por las reglas estatales y locales, debería de ser la última opción considerada en la mayoría de las situaciones. Esto es porque el retiro tiene el riesgo más grande de la liberación de fibras. Sin embargo, el retiro puede ser requerido al remodelar o hacer cambios mayores a su casa que interrumpirá el material de asbesto. Además, el retiro puede ser necesario si el material de asbesto es dañado extensivamente y no puede ser arreglado. El retiro es complejo y debe de ser desempeñado solo por un contratista con la capacitación especial. Un retiro impropio puede en realidad aumentar el riesgo de la salud a usted y a su familia.
 
Los profesionales de asbesto: ¿Quiénes son y qué pueden hacer?
 
Los profesionales de asbesto son calificados en manejar el material de asbesto. El tipo del profesional dependerá en el tipo del producto y en qué tiene que ser hecho para corregir el problema. Usted puede contratar a un contratista general de asbesto o, en algunos casos, un profesional calificado a manejar productos específicos que contienen asbesto.
 
Los profesionales de asbesto pueden realizar inspecciones de casas, tomando muestras del material sospechoso, evaluar su condición, y aconsejar en las correcciones que son necesarios, tal como quien es titulado a hacer tales correcciones. Otra vez, un material en buena condición no necesita a ser sometido a muestreo a menos que es probable que sea interrumpido. La corrección profesional o los contratistas de disminución arreglan y retiran los materiales de asbesto.
 
Algunas empresas ofrecen combinaciones de pruebas, evaluación y corrección. Un profesional contratado a evaluar la necesidad para una acción correctiva no debería de ser relacionado con una empresa de la corrección de asbesto. Es mejor a utilizar dos empresas diferentes para que no haya ningún conflicto de interés. Los servicios varían de un área a otro alrededor del país.
 
El gobierno federal ofrece cursos de capacitación para los profesionales de asbesto alrededor del país. Algunos gobiernos locales y estatales también ofrecen o requieren cursos de capacitación o certificación. Pregunte a los profesionales de asbesto a documentar su finalización de la capacitación aprobada por el estado y el país. Cada persona desempeñando el trabajo en su casa debería de proveer la prueba del entrenamiento y licencia en trabajar con asbesto, tal como la finalización de la capacitación aprobada por EPA. Los departamentos estatales y locales de la salud o las oficinas regionales de EPA pueden tener las listas de los profesionales licenciados en su área.
 
Si usted tiene un problema que requiere los servicios de los profesionales de asbesto, revise sus credenciales con cuidado. Contrate los profesionales que son calificados, experimentados, reconocidos y acreditados – especialmente si la acreditación es requerido por las leyes locales o estatales. Antes de contratar a un profesional, pregunte por sus referencias de los clientes anteriores. Encuentre si ellos estaban satisfechos. Pregunte si el profesional ha manejado situaciones semejantes. Consígase unos aproximados del precio de varios profesionales, ya que los cargos para aquellos servicios pueden variar.
 
Aunque las casas privadas no son normalmente guarecidas por las reglas de asbesto que aplica a las escuelas y los edificios públicos, los profesionales deberían, de todas maneras, utilizar los procedimientos descritos en los entrenamientos aprobados por el estado o el país. Los propietarios deberían de estar alertos a la casualidad de reclamaciones engañosas por los asesores y contratistas de asbesto.
 
Ha habido informes de empresas que reclaman incorrectamente que los materiales de asbesto en viviendas deben de ser retirados. En otros casos, empresas han animado retiros innecesarios o los han desempeñado incorrectamente. El retiro innecesario es un desperdicio de dinero. El retiro impropio puede actualmente causar un riesgo de salud a usted y a su familia. Para proteger contra esto, conozca cuáles servicios están disponibles y cuáles procedimientos y precauciones son necesitados para hacer el trabajo correctamente.
 
En adición a los contratistas generales de asbesto, usted puede elegir a un contratista calificado de techado, revestimiento o plomería a manejar el asbesto si es necesario a retirar y reemplazar el techado, el revestimiento para suelos, el revestimiento para los muros y la tubería del cemento de asbesto que es un parte de un sistema de agua. Normalmente, los contratistas de techado y de revestimiento para suelos están eximidos de los requerimientos locales y estatales de licenciar porque ellos no desempeñan ningún otro trabajo de la corrección de asbesto.
 
Las pastillas de freno, los revestimientos de garras y las juntas que contiene asbesto deberían de ser arreglados y reemplazados solo por un profesional utilizando un equipo protector especial. Muchos de aquellos productos están disponibles ahora sin asbesto.
 
Si usted contrata a un inspector de InterNACHI quien es calificado para la inspección de asbesto:                        
  • Asegure que la inspección incluirá a un examen visual completo, y la recopilación cuidadosa y el análisis de las muestras en laboratorio. Si está presente el asbesto, el inspector debería de proveer una evaluación escrita describiendo su ubicación y la extensión del daño, y dar recomendaciones para la corrección o prevención.
  • Asegure que una empresa de inspección hace visitas frecuentes si es contratada a asegurar que un contratista sigue los procedimientos y requerimientos apropiados. El inspector puede recomendar y desempeñar revisiones después de la corrección para asegurar que el área ha sido limpiado correctamente.
Si usted contrata a un contratista de acción-correctiva:
  • Revise con su junta local para controlar la contaminación atmosférica, la agencia local responsable para la seguridad de trabajadores, y el “Better Business Bureau (departamento de mejor negocio).” Pregunte si la empresa ha tenido alguna violación de seguridad. Encuentre si hay acciones legales archivadas en su contra.
  • Insista que el contratista utiliza el equipo apropiado para hacer su trabajo. Los trabajadores deben de usar respiradores, guantes y otras prendas protectores aprobados.
  • Antes que empiece el trabajo, consiga un contrato escrito especificando el plan del trabajo, limpieza, y las reglas nacionales, estatales y locales aplicables cuales el contratista debe de seguir. (tal como los requerimientos de la notificación y los procedimientos de desechar asbesto). Contacte su departamento local y estatal de la salud, la oficina regional de EPA, y la oficina regional de la seguridad ocupacional y la administración de la salud para encontrar que son las reglas. Este seguro de que el contratista sigue las leyes locales de retirar y desechar el asbesto. Al final del trabajo, consiga una garantiza escrita del contratista que todos los procedimientos han sido seguidos.
  • Asegure que el contratista evita extender o rastrear el polvo de asbesto a otras áreas de su casa. Ellos deberían de sellar el área de trabajo del resto de la casa utilizando una capa de plástico y cinta, y también apagar el sistema de calefacción y aire acondicionado.  Para algunos arreglos, tal como el retiro del aislamiento de la tubería, las bolsas de plástico pueden ser adecuados. Ellos deben de ser sellados con cinta y dispuestos correctamente cuando el trabajo está completado.
  • Asegure que el área de trabajo está marcado como un área de peligro. No permite a los miembros de la vivienda o mascotas al área hasta que el trabajo está completado.
  • Insista que el contratista aplica un agente para humedecer el material de asbesto con soplete de mano que crea la neblina fina antes del retiro. Las fibras mojadas no flotan en el aire tan fácil como las fibras secas y serán más fácil de limpiar.
  • Asegure que el contratista no rompe el material retirado a piezas más pequeñas. Esto podría liberas fibras de asbesto al aire. El aislamiento de tubería fue normalmente instalado en bloques formados anteriormente y deberían de ser retirados en piezas completas.
  • Al completar, asegure que el contratista limpia bien el área con trapeadores mojados, trapos mojados, esponjas y/o aspiradoras HEPA (aire de partículas de alta eficiencia). Nunca se debe de usar una aspiradora regular. Mojar ayuda a reducir la casualidad de extender fibras de asbesto al aire. Todos los materiales de asbesto y equipos desechables y ropa usada en el trabajo deben de ser puestos en las bolsas selladas, pruebas de fugas, y etiquetadas. La zona de trabajo debería de ser visualmente libre de polvo y deshechos. Supervisar el aire (para asegurar que no hay un aumento de las fibras de asbesto en el aire) puede ser necesario para asegurar que el trabajo del contratista fue desempeñado  correctamente. Esto debería de ser desempeñado por alguien que no está relacionado con el contratista.
Aviso
 
No sacuda, barra o pase la aspiradora por los deshechos que posiblemente contienen asbesto. Aquellas acciones interrumpirán pequeñas fibras de asbesto y pueden liberarlas al aire. Limpie el polvo con un trapeador mojado o con una aspiradora especial HEPA utilizada por los contratistas calificados de asbesto.
 
 

InspectorSeek.com

 
 
La lana de roca